El diálogo

Podemos decir que el diálogo es una de las formas narrativas que resultan más creíbles para el lector. Es una técnica que solemos usar para hacer más verosímil la historia. Es un método muy efectivo ya que el lector conocerá a los personajes a través de sus voces, sin explicaciones de más.

Las características

Lo podemos relacionar directamente con el teatro y el cine. Sus principales características son:

  • Desaparece el narrador y deja que los personajes hablen por su cuenta.
  • Son los personajes quienes informarán al lector sobre la acción del relato.
  • El lector conocerá a los personajes directamente a través de sus palabras y su manera de expresarse.
  • Podemos decir que es la forma narrativa más cercana al lector.
  • Usamos las características del lenguaje oral, es más improvisado y menos elaborado que el usado por un narrador.
  • Podemos combinar diferentes tipos de diálogo en una narración.
¿Qué tipo de información transmitimos?
  • Referida a situaciones:
    • La situación: La madre de Beatriz quiere que ésta se ponga un determinado vestido para ir a una fiesta.
    • Ejemplo:
      • 1: ¡No me gusta!
      • 2: ¡Nunca me ha gustado este vestido!-gritó Beatriz-.
      • 3: No quiero ponérmelo –dijo Beatriz tirándolo al suelo-.
      • 4: No –negó mientras una lágrima le resbalaba por la mejilla-.
  • Análisis del ejemplo:
    • 1: Los signos de exclamación indican malestar en la situación.
    • 2: El verbo gritar incrementa el efecto de la exclamación.
    • 3: La información añadida por el narrador sobre el verbo tirar hace que sepamos que Beatriz está enfadada.
    • 4: La información del narrador expresa impotencia por parte de Beatriz que sólo tiene fuerzas para expresar un monosílabo.

 

  • Referida a personajes:
    • Podemos caracterizar a los personajes sin necesidad de dar ninguna información a través del narrador, únicamente por su manera de expresarse.

 

Formas del diálogo:
  • El diálogo directo: Es cuando el narrador transcribe literalmente las conversaciones orales de los personajes. Puede ir acompañado de incisos del narrador para indicar por ejemplo quién habla de forma escueta o un poco más larga.
  • El diálogo indirecto: Es cuando el narrador introduce lo que dicen los personajes sin marcar con signo alguno sus palabras. Se ve obligado a usar la conjunción “que”.
  • El diálogo libre: Es una variante del indirecto. En esta forma los diálogos interrumpen la narración. Por el contexto y los cambios verbales podremos deducir si habla el narrador o los personajes.

 

No sólo usemos el verbo “decir” para hacer los incisos del narrador:

Nuestro lenguaje es muy rico y existen infinidad de verbos para hacer más rica la narración:

Discutir, rechazar, oponer, impugnar, censurar, insultar, jurar, charlar, afirmar, puntualizar, manifestar, conversar, sugerir, revelar, expresar, comentar, definir, responder, cotillear, criticar, chillar, alegar…

 

 

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s